miércoles, 3 de julio de 2013

¿Seré “Nice”?

Que término, suena a que eres de los “bonitos”, “educados”, “elegantes”, “ricos”, “simpáticos”, “sencillos” y hasta “carismáticos”.

Ya ven, por andar de metiche metiéndome en un mundo que no conocía bien, que solo había visitado de paso y que me imaginaba de forma totalmente diferente, fui a recibir cierta educación en La Central de Abastos.

Aquí entre nos, yo si me siento rete”nice”, hasta sé que cubierto usar para cada platillo servido en una mesa elegante. (Está fácil, vayan seleccionando los de las orillas primero, nada más no vayan a comerse la sopa con un cuchillo para paté).

He tratado con muchos tipos de personas, desde unos realmente ricos (de lana) y con una sencillez fuera de lo normal, hasta otros ricos (también de lana) rete mamones. Me ha tocado gente de menores ingresos (léase con mucho menos lana que los anteriores) con una sencillez bárbara y otros bien mamones. O sea; la lana no hace diferencia.

También me ha tocado gente muy “educada” (léase instruida hasta con triple doctorado), que no tiene idea de lo que es educación y se sienten poseedores de todo conocimiento disponible y gente muy sabia que comparte con mucho gusto su conocimiento. También he topado con gente sin “educación” (otra vez, léase instrucción) con una sabiduría que te deja con la bocota abierta, así como unos burrotes que "saben" de todo. Tampoco la instrucción hace la diferencia.

He visto en mi vida gente muy bien vestida con un tacto de elefante en cristalería y gente con vestimenta que ni yo me pondría, con un trato angelical hacia los demás. La ropa menos hace la diferencia.

A la hora de broncas de verdad, muchos de los mamones, los educados y los bien vestidos, le entran porqué al fin de cuentas son personas que sienten y se contagian de lo que sienten los demás.
Los demás le entran con todo también, la mayoría somos solidarios cuando la bronca es gorda.

Después de unas semanas de convivencia con personas que trabajan durísimo, que no tuvieron oportunidad de ser instruidos y que no se visten con DKNY. Ve uno características iguales a las que me he encontrado en la vida.

Hay unos retemamones (los menos) unos con trato de patada de mula, otros con actitud de no ser merecidos por el mundo….. Pero, hay gente con una actitud de respeto, solidaridad, civilidad y carisma, que te hace pensar en los “nice”.

Es como eso de los Alcohólicos Anónimos, que “son unos cuates que toman igual que nosotros, pero no son nuestros amigos.”

Hoy valoro más a mi familia, a mis amigos, a mis colegas, a mis compañeros de vida y la mayoría de las personas que se han topado con este Conocedor a lo largo de años. Pero acabo de aprender a darme oportunidad de conocer a “otros” que no se habían topado conmigo, que tienen características muy similares a “mi grupo” de gente.

Esto no quiere decir que vayan a estar entre mis 10,000 mejores amigos, o que vaya yo a tener convivencia mayor a la que me requiere mi nuevo negocio.

Lo que sí quiere decir, es que me siento tranquilo, seguro y apoyado en este nuevo lugar donde estoy aprendiendo un nuevo rol de trabajo.

También quiere decir, que voy a tratar de no hacerme ideas previas de nadie, antes de escucharlo y tener una mínima convivencia.

La verdad, al principio, da ñáñaras la incertidumbre de ser bien recibido en un ambiente nuevo y totalmente diferente al que conoces. Ese miedo se puede ir a la JUJU.

A la pregunta del título de este blog: ¿Seré Nice?

Pues sí; y conozco a muchos otros iguales de Nice que yo, que tienen mucha lana o poca, que saben mucho o nada y que visten de marca o con ropa del mercado.

Dense oportunidad y se van a sorprender.

¡Vive! ¡Disfruta! ¡Comparte!