viernes, 21 de diciembre de 2012

Carta a Santa Claus y a Los Reyes Magos

Queridos Santa, Melchor, Gaspar y Baltasar:

El de la lap, o sea su mismísimo Conocedor, se ha portado bien este año: pagué mis impuestos (esto se lo debería escribir a Videgaray), no me transé a ningún cliente, no le puse el cuerno a Mi Chiquita (bueno mentalmente sí, pero no cuenta),  hasta bajé unos 15 kg de peso y me lavé los dientes todos los días. El caso es que me siento con derecho a pedirles algunas cositas:

Santa:
Tú que tienes influencias en territorios americanos de habla inglesa y española, te pido que ya convenzas a los primos del norte, que regulen su venta de armas, que se las truenen menos y que su gobierno ya no sea tan rijoso. Esto nos conviene a casi todos (los productores de armas van a poner precio por nuestras cabezas) y así le bajamos a la violencia.
Además, igual que  a Los Reyes, te voy a agarrar de mensajero, para que les entregues un abrazo de mi parte a todo norteamericano que te encuentras. (Incluye a Canadá donde tengo muy buenos cuates)
Para los del sur, diles que no debemos depender de caudillos, que todos aportamos y no solo los pobres cuentan (hay unos países con unos gobernantes que ya ni la friegan).  Dales más ritmo (es buenísimo el ritmo latino) y que hagan más canciones. También échales una manita para que  sepan que son igual de fregones y aptos que el resto del mundo (no cómo nos han dicho) y diles que en América, desde Canadá hasta la Patagonia, podemos hacer un super continente si nos ponemos de acuerdo. (Lo cual está cañón)

Melchor:
Por ahí dicen que naciste Europeo, te toca aquella zona que anda con un lío económico severo. Diles que se pongan a trabajar, que está medio rudo mantener tanto baquetón, también los tienes que convencer que si siguen con esa tendencia, entonces les van a caer los Mayas y su mundo si va a cambiar. Ya fueron ricos, pero hasta los ricos se hacen pobres si no trabajan.
Si te caben en las maletas, traite un vinito francés, unas salchichas alemanas, un queso suizo y unas aceitunas portuguesas, acá nos las echamos y yo pongo las zanahorias pal caballo.

Gaspar:
Te toca Asia porque eres de esos lares. Tamañón de territorio que casi no tiene broncas, te tocan desde árabes e israelís, chinos, coreanos, japoneses y hasta australianos. Primero pídeles recetas de cada país y me mandas copias (es retebuena su cocina) ya luego, a ver si logras que se lleven mejorcito, traen una de pleitos por todos lados que ni parecen ser del mismo barrio. Diles que las guerras ya pasaron de moda, que ahora ya hay que llevarla bien con los vecinos.
Seguro mis Cachorros te van a dejar galletas y leche, pásale a la cocina y ahí encuentras mejor botanita, yo te sugiero, un abulón rasurado que dejo con la salsa al chipotle en el refri.

Baltasar:
Tu bronca es África, tu tierra ha tenido muchos problemas porqué todos la quieren explotar y nadie la pela de verdad. Considero que los debes poner más notorios aprovechando las redes sociales, que todos nos enteremos que son otra bola de personas que necesitan apoyo y solidaridad, que les urgen mejores gobiernos y que ellos en su tierra pueden aportar mucho al mundo. Si puedes, también llévales  esperanza. (Puedes pedirle asesoría a Bill Gates, él hace mucho por aquellos lugares). Sácate una foto con un león, pero no se te vaya a ocurrir una como la del Rey Español, junto a un elefante muerto, eso no se vale, te están matando uno de tus transportes y ya sobran muy pocos.

Ya que nos estamos tuteando, a los cuatro les voy a pedir por Mi México:

Ahora sí, quiero que me traigan:
Un país pacífico, esta ruda la inseguridad. (Aquí sí por mí y por todos mis compañeros)
Un mejor gobierno, pero con mejores ciudadanos. Yo convenzo a un par de perdis.
Ciudadanos más honestos, que tengan argumentos para exigir gobiernos más honestos y comprometidos.
Compatriotas que ayuden a compatriotas en lugar de estorbarles y aplastarlos.
Políticos que trabajen por los demás, no solo por ellos.
Niños más felices nada más porqué sí y aunque sean medio maloras.
Muchos emprendedores que generen trabajos dignos (en toda la extensión de la palabra)
Muchos mexicanos comprometidos a mejorar nuestro país en todos los sentidos.
Hombres (HOMBRES) que no maltraten a sus familias.
Mujeres (MUJERES) que quieran a sus hijos de verdad.
Familias (FAMILIAS) que no dejen a la deriva hijos, por querer re-hacer sus vidas.
Algo muy urgente y necesario, que los inconformes hagan sus marchas, plantones, manifestaciones y otras expresiones ) en el Desierto de Chihuahua y lejos de cualquier ciudad norteña (con eso de la Libertad de Manifestación nos traen fregados acá en la Capital). Nos mochamos con agüita para que no se vayan a secar.

Y como estoy pidiendo poquito, también quiero seguir teniendo la capacidad de querer, de recibir quereres y de ser mejor.

¿Qué tanto es tantito?

Oigan los cuatro, antes de que se me pase, también incluyen lo que les pidan los lectores de esta carta o se van a sentir y luego por eso ya no creen en ustedes.

Seguro hay pecadores, pero de a poquito.

Y firmo:
Su muy bien portado Conocedor.

¡Vive! ¡Disfruta! ¡Comparte!

PD. ¿Cómo le hacen para recorrer el mundo en una noche, con este méndigo tráfico navideño? Yo me quedé atorado en el Periférico como 2 horas y con ganas de hacer pipí.