miércoles, 16 de enero de 2013

Mis Escuelas 3 de 4


La Prepa, esta fue de a 2 escuelas……. ULSA y CUAM

ULSA
Para que recordar mis sufrimientos….. ni modo, en esa época las hormonas están que no tienen descanso y yo rodeado por como 12,000 hombres y ni una mujercita (no saben cómo extrañaba a mis compañeritas del MAS).
Me sentía como en la Isla de Los Hombres solos, era un campus que sentía yo como de concentración. Después de que mi  Maestro, Pepe Sanfuentes, se interesó en que yo acreditara el año, y con muchos problemas, pase a 2º de prepa, claro “debiendo” 2 o 3 materias.

Este (2°) es el año escolar mas fatídico, ya no soportaba estar en la Salle, no entraba a clase nunca, me Carrancié las colegiaturas (es lo único que mi Pá me cobró y bien merecido) tuve serios problemas con varios profesores, mis papás fueron llamados a la escuela y me cacharon con Bisteni en el Poderosísimo (mi  Dodge Dart 1970 color café con interiores blancos de vinil, de velocidades que se trababan al volante y que ya conocen). Tirados en el coche, comiendo unas tortas de salchicha roja de la Crema (frente a La Salle en Benjamín Franklin)  nos tocan en la ventana y eran mi papás, casi infarto, y mi comentario fue,,, ”no tenemos clase, pero teníamos hambre”

El Profesor (léase mi amigote)  y al que ya se le notaba su verdadera vocación, que le promete a mi Má que de su cuenta corría que yo pasara de año. Mi esperanzada madre me mandó muchas tardes a su casa para estudiar. Lo único que logró el Profesor, fue tener que hacer sus tareas y trabajos más tarde, porqué solo tomábamos Chaparritas, nos tragábamos algo de su cocina y perdíamos el tiempo.

El colmo ya se dio después de reprobar 9 de 10 materias en el semestre, al recibirnos en sus oficinas el Sr. Gutiérrez, coordinador de 2º de prepa, me explicó que La Salle me daría otra oportunidad de seguir estudiando ahí.
Esa fue rebelión como los insurgentes. Les dije que no me interesaba estar en su escuela, que sus maestros, seguro eran puñales (ni idea tenía de sus preferencias y entonces no era políticamente incorrecto lo del puñal), que no quería estudiar en una escuela de puro hombre y que la odiaba con odio jarocho.  Y pues que me sacan.  Aleluya, aleluya, aleluya!!!!!

Eso si, el semestre que me faltaba terminar lo pasé trabajando para mi papá pagando las colegiaturas que me había gastado en gansitos, tortas, boliche, discos y no sé cuantas cosas más., sin contar la única y verdadera supercamotiza que me puso.

Una vez liberado de La Salle, a buscar otra escuelita……. Y que voy a dar al CUAM.

CUAM
Nueva escuela (con mujeres) y a que no saben a quién me encuentro………………. Pues a Patricio. Pero ya estábamos otra vez en el mismo año escolar.

Aquí cambia la cosa, me encanta volver a convivir todos los días con niñas (así les decíamos en aquellas épocas)  hasta estudiaba con tal de pasar más tiempo con ellas.

Ya con el negocio de Profesionales en Sonido a todo lo que daba, y en escuela con féminas, la vida valía la pena de vivirla. Muchísimas fiestas y seguíamos cobrando, algunos fines de semana teníamos 4 o 5 eventos. Muchísim@s amig@s nuev@s, pachanga y además pasando las materias de la escuela sin mayor bronca, pero acuérdense que más de 6 es vanidad y yo no soy vanidoso. Lo que es estar en un lugar de verdad a gusto. Hasta terminé la prepa.

Después de estar el primer año en un edificio, donde agarraron a Abel y otros semidelincuentes asoleándose en la azotea, estrenamos las “nuevas” instalaciones del CUAM, que era una casota (chica para escuela) y solo estábamos la generación a salir en 1980 (los del MAS salieron en 1979, por eso yo salí 2 veces de prepa y las festejé ambas).

Ahí también hubo féminas que me causaron dolores de alma…… (María Elena y Katy), ambas bellas, inteligentes y estudiosas, yo creo que por eso ni me pelaron. De lo que se perdieron, ¿verdad? Porfis díganme que si se lo perdieron para levantar mi ego.

Hoy sigo viendo a muchos CUAMs, Abel (el Golden Boy) que resultó como Marco Polo y se le dio eso del viaje por el mundo, dos Javieres uno Iglesias y el otro Breña, ambos grandes amigos, por cierto Breña pelea muy constantemente con Mi Chiquita, Arturo, que era cazador y ahora es conservacionista de la fauna y de quien recibí como regalo a la perra más escandalosa y consentida que ha convivido conmigo, otro Arturo, rockero de Kerigma (el Baterista y ahora arquitecto), Claudia, que a pesar de ser bellísima, es como mi compadre y jugamos mucho dominó, Gaby, que es a la única que le seguí el paso por Florida, el DF y Guadalajara a punta de cartas (ni el mail existía), Isabel que me reclama por mis fotos y me regala sus posters de Michael Jackson, Jaime que me invita pasta de su fábrica y cada vez que voy, salgo con nuevas opciones hechas artesanalmente, Álvaro el trovador e igual de tragón y con quién he compartido varias noches bohemias (¿les suena su apellido?; Carrillo, de ahí lo bohemio y poeta) y así muchos más como Rocío desde La Paz, El Chavo en Mérida, al que Abel metió en un bote de basura, Sámano en España, Tamara y Mirko también del otro lado del charco, Gage en los Estados Unidos, Karla como maestra de La Risa, Erika que corre maratones cual ratera. Elie que tenía un Rambler rojo y en el cual pensé que moriría en algún crucero en la Del Valle, el Chubi con quién me bebí la champaña de casi todos, en una cena de Año Nuevo ya hace algunos ayeres y me podría seguir muchas líneas.

¡Nos seguimos reuniendo en cenas y desayunos que son de rechupete!

Queda pendiente la  plática de mi educación a nivel profesional…………………

¡Vive! ¡Disfruta! ¡Comparte!